Un grupo de estafadores aprovechó la expectativa que está generando la posible salida a bolsa de Facebook y otras empresas de Internet y se alzó con un botín millonario en New York. La técnica empleada es similar a lo que conocemos habitualmente en Apple, lanzar un rumor de que Apple va a comprar una fabrica de pantallas para el iPad 5, iPhone 7 o una cadena de hoteles en la Luna en forma de platillo volante para que se revalorice sus acciones.

El grupo creó una empresa inversora falsa y consiguió inversores medio jilipollas a los que aseguraban que poseía acciones de estas grandes compañías, que se revalorizarían muy bien si salieran a la bolsa.

Con este truco, al parecer, recaudaron al menos 8,8 millones de euros (12 millones de dólares) en los últimos 15 meses.

Los estafadores habrían utilizado los nombres de casi todas las empresas de Internet sobre cuya salida a bolsa se está especulando.

Además de la red social más grande del mundo Facebook, también utilizaron el del servicio de mensajes cortos Twitter, el especialista en juegos 'online' Zynga y la página de ofertas Groupon, que hace poco salió a bolsa.

En realidad, nunca poseyeron acciones de esas empresas. El jefe del grupo utilizó el dinero en jets privados, coches de lujos, joyas y objetos de arte.